Puedes ver mis obras y mucho más en

castrovalva recomienda la música de Robert Jürjendal

entrevistas y artículos por eduardo paz carlson

lunes, 12 de diciembre de 2011

ENTREVISTA CON COOPTROL Hernán González 31 oct., 2011

Cooptrol es un espacio de experimentación  sonora creado por el compositor uruguayo Hernán González (35). En la escena electrónica y hasta electroacústica, Cooptrol ya es una “marca” bien conocida y respetada.  Ha publicado varios discos en los que explora  el Dub, el Ambient, el Dub-Step, el Techno-Dub. Fascinado por las formas musicales y rítmicas muy complejas, Hernán González está constantemente investigando, programando y componiendo. El próximo 14 de diciembre, en el marco del Festival SOCO  en Montevideo, presenta su nuevo disco DANX.

Recientemente usted ha publicado un nuevo disco, “Danx”. ¿Qué quiere decir “Danx”? ¿Por qué “Danx”?

Se llama así porque en realidad porque hace unos meses me reencontré con el mundo las de las pistas de música electrónica de las que estaba aparatado.  Me reencontré también con los géneros: el Techno, el House, etc. Nunca fui muy de la música muy bailable pero sí me gusta el Techno clásico, el Techno de Detroit y mucho más todavía el Techno-Dub alemán de mitad de los 90tas. Me di cuenta que quería hacer música, producir algo y me dije “¿cómo puedo integrar la música de pista a mi estilo?”. Al final, de música de pista lo único que quedó es la modificación de la palabra “dance” por “danx” y haciendo referencia a mis influencias alemanas. Al final lo que quedó no tiene nada que ver con música bailable. Exploré muchas técnicas nuevas en Danx y quedé contento porque logré unos cambios perceptivos interesantes. Danx es un resumen de todas mis experimentaciones durante estos últimos 10 años. Tiene mucho post industrial, programación modular, beat inglés, sonidos duros, otros no tanto.

¿En las radios uruguayas pasan sus músicas?


No, creo que no. Tal vez algún remix, no sé.  Acá el público de la escena de la musuca electrónica tiene un gusto muy suave.  Lo que está más de moda acá es el Tech-House que es un género súper florido, por decirlo de alguna manera. Tiene mucha instrumentación acústica. No quiero sonar machista pero la mujeres suelen tener gustos diferentes  a los hombres y hay ciertos elementos musicales que les llegan mucho más a las mujeres que a los hombres: La música “de pista” acá, está comandada por el público femenino porque lo que hace la fiesta son las mujeres, ¡porque si no hay mujeres no hay fiesta! El Minimal Techno que es súper frio se puso muy de moda en los 90tas fue un fenómeno raro pero  en realidad lo que tiene más éxito aquí y ahora es un tipo de música más emocional, poco rígida, muy suelta que a las mujeres les gusta mucho. Es lo que está más de moda ahora y ojo, a mí también me gusta porque si voy a una fiesta prefiero bailar eso a bailar Minimal Techno por ejemplo.

¿Dónde va a presentar el disco Danx?

El 14 de diciembre en la sala Zavala Muniz,( y ese día también toca allí el francés Kanding Ray (del sello Raster Noton), presento mi disco en el marco del Festival SOCO organizado por Martín Craciun junto con el ICAS que es una organización mundial de festivales de música, nuevos medios, y de arte digital.  Son 3 días de conciertos, conferencias y talleres. Vienen curadores importantes de la escena electrónica y experimental.  El disco ya lo presenté en Chile junto al VJ Chindogu (en todo lo visual) en el festival Matucana 100. Fue publicado  por el sello chileno Pueblo Nuevo. Con Vj Chindogu vamos  a hacer el show en el SOCO.

Este tipo de música ha estado muy vinculada a lo visual.

Es cierto, pero en la actualidad la tendencia es ir separándola de lo visual. Ya pasó la paranoia de que la gente se aburría mirando un tipo con una laptop. Se sale de eso ahora. Toco con el sampler, sin laptop. Generé todo el disco adentro del sampler.  En vivo es algo que está a medio camino entre la estructura pre-armada y la improvisación. En vivo improviso sobre los temas que ya existen.  Es parecido a lo que hacen los músicos de jazz. Las imágenes y las luces están programadas.  Chindogu también dispara en vivo muchas de las imágenes y sus metamorfosis que se ven. Es fascinante. Y va  sonar bien y fuerte en la Zavala Muniz. El sistema de la sala es excelente.

Aparte de Cooptrol, su proyecto sonoro propio, tiene otro con Martín Carciun: Flatten.

Es un proyecto que empezamos el año pasado: es música Ambient  con cosas de Dub pero muy espacial, es muy diferente a Cooptrol. Tiene mucha influencia de la música experimental electrónica alemana y del Techno-Dub. Hemos tocado en el Espacio  de Arte Contemporáneo (EAC), en el Subte, con los Sound Toys de Brian McKern y hasta hemos llegado a tocar en eventos completamente comerciales como fiestas de Urbana FM. En Flatten tenemos 2 versiones de nuestras piezas, una es como de museo y otra es un Techno muy sofisticado, muy de género tipo Techno-Dub berlinés que funciona comercialmente.

Al escuchar este disco tu público se va a sorprender por hay algo bailable o que impulsa a bailar, hay un poco del “bum, bum, bum” de la música electrónica bailable. Pero, también  hay mucho pero mucho más. Experimenta con ritmos y melodías, sonidos y otras cosas. Al escuchar Danx es evidente que hay una intención de experimentación sonora y rítmica pero, al mismo tiempo, lo que suena es amable al oyente, no es tan duro o hermético o cerebral como sus obras anteriores.

Estoy tratando de lograr una síntesis de esos 2 mundos sonoros. Todas mis influencias se juntan en este disco. Es como un antes y un después en mi carrera. He realizado algunos remixes de temas del disco en formato Techno  “pistero” más comercial y me gustan. Muchos géneros laten en mis piezas y se complementan naturalmente.  Y con respecto al “Bum, Bum, Bum” en este disco me concentré mucho en los poliritmos. Empecé siendo baterista en los 90tas y tocaba heavy metal y me gustaba la música muy elaborada técnicamente. Una de mis grandes influencias es el dúo inglés de música IDM (Inteligent Dance Music) o Ambient experimental, Autechre (Sean Booth, Rob Brown). Este dúo es de los poco que hoy siguen empujando hacia adelante la música, o sea, buscando caminos nuevos. Están en la periferia de lo que existe, del “mainstream”. Hacen una música muy rara y que no se parece a nada. Ellos son su propio género.  Ellos y Apex Twins (que se  hicieron muy famosos por las temáticas visuales que manejaban), eran la estrella del sello inglés, Warp. Han influenciado a toda la música electrónica de hoy. El “Glitch”, el “ Microsampling”, el “error”, etc., todas esas técnicas la pionerizaron ellos. Todas las técnicas habidas y por haber las probado, tratado y alterado.

¿Cuánto hay de Autechre en Danx?

Y… yo diría casi un 50%.
El género  IDM que ellos generaron junto a  Apex Twins. Yo nunca quise meterme demasiado en el IDM. Si se escuchan mis discos más viejos hay algo de este género pero no mucho. Danx es el disco más parecido a este tipo de música.

¿Cómo definir su estilo?

Soy muy cambiante. Entre 2000 y 20002 hice unos demos muy techno-Dub, o sea, Cooptrol empezó siendo un proyecto Dub. En 2004 hice un disco completamente experimental, Detractor, estaba diseñando diseño de sonido en la ORT y estaba con todo eso en la cabeza.  Estudié mucho a Cage, Xenakis  y otros. Estaba muy influenciado por ellos y por la música post industrial. Ese disco es un viaje raro, medio lisérgico. En 2006 empecé a programar en Max /MSP y realicé un software para generar música y eso lo presenté en vivo en el marco de los Sound Toys de Brian Mckern. En esa época saqué el disco Ubicuidad, el siguiente a Detractor. Trabajaba mucho con programas modulares: Reactor, Jitter, Max/MSP. Al tiempo de programar tanto y no hacer música. En esa etapa hice el disco Avatar en el 2007. Ni idea de la película que salió mucho después. Además la tapa es bastante parecida al concepto de la película. Una premoción…una casualidad. El disco tenía un concepto místico pero nunca me iba a imaginar lo de la película. En este disco expreso  otra de mis influencias: el heavy metal. Yo fui baterista. Me encanta la banda sueca Meshuggah. El baterista, Tomas Haake, es uno de los mejores bateros del mundo. Tiene unos temas muy complejos y, sobretodo, lo que han logran simplificar la súper estructura de cada tema: lo que uno primero escucha parece entendible pero el tema si uno empieza a analizarlo tiene una complejidad muy profunda paras ser tocada por personas, no maquinas. Tienen una calidad increíble como instrumentistas, es como la gente que toca las piezas de Steve Reich. Todos esos desfasajes rítmicos me alucinan. En lo armónico no sé qué decir. En realidad no sé mucho de armonía, nunca me interesó. No creo mucho en el sistema templado, es un invento y me cuesta mucho asociarme o entender la lógica que contiene. Pero la parte rítmica me fascina.

En 1996, al preguntarle a Hermeto Pascoal, en una entrevista  para El Observador, cual era,  a su entender, la carácterísitica más distintiva de la música contemporánea, contestó exclamando: “¡La poliritmia!”

¡Exactamente! En ese sentido estoy muy contento con el resultado de mi disco Danx porque me parece que logré hacer música que se puede escuchar (armónicamente es más estándar), tiene mucha poliritmia y  ritmos reconocibles, el bombo y el redoblante, etcétera.  Es muy bailable.
En Avatar, por ejemplo, combiné metal  y electrónica pero usando sintetizadores. Llegué a tocar en vivo con guitarrista y todo y fue un experimento místico-roquero-fantástico. Muy divertido. Con ese disco fui a  tocar a Europa por primera vez, en 2007, al Festival Experimentaclub 07 en Madrid. Luego hice una gira europea con ese disco. Volví en 2009. Al volver había arrancado el “Dub-Step”. Es un género que empezó en los suburbios de Londres a principios de esta década  y viene de la danza Two-Step. Se mezcló el Two-Step con el Dub.  Así surgió (creado por productores Benga, Skream, Digital Mystikz) el Dub Step que es una mezcla de toda esa densidad climática que tiene el Dub, los delays y la disonancia armónica con  ritmos tribales muy lentos. Empezó a crecer y se convirtió en un tipo de música que pegó mucho porque era algo distinto, uno de los pocos géneros que se crearon esta década que pasó. Fue un soplo de aire fresco. A mí me pegó mucho porque soy muy fan de artistas ingleses precursores en sonido, por ejemplo, Mick Harris ( primer baterista de la banda Napalm Death) del proyecto Scorn  que hacían música “Illbient” que es como el Ambient pero que está todo mal. ¡Bien de ingleses inventores locos!  Otro grupo que me influencia es Meat Beat Manifesto. El líder es Jack Dangers. Empezó en los 80tas y fue piñonero de muchos géneros electrónicos posteriores (Chemical Brothers, por ejemplo). Yo reconozco en el Dub-Step como una gran influencia. Este género me impresionó mucho y me empecé a meter en ese mundo .Al poco tiempo estaba produciendo música de ese tipo. En sello inglés, Duster, ("Duster" es la “piña americana”, de ahí viene el nombre) publiqué algunas cosas. El Dub-Step no es agresivo o bravucón como el Grime que es la versión inglesa del Hip hop, aunque diferente, rítmicamente. Como resultado de la exposición al Dub-Step saqué el disco Southern Fire que es Dub-Step con Hip hop. Después, en el mundo el Dub-Step se volvió totalmente “mainstream” y cansé. ¡Hasta Britny Spears hizo Dub-step! Pasó lo mismo con el Drum & Bass, se comercializó todo. Había tratado de formar parte de un género para terminan mi eterna indefinición musical pero no lo logré. Así que volví a mis raíces, Autechre y compañía. Admiro los artistas conceptuales que son capaces de plasmar un concepto racional en la música.

versión publicada por El Observador






















INFLUENCIAS DE COOPTROL:

Electrónica: Autechre, Meat Beat Manifesto, Mick Harris (Scorn), Monolake, Basic Channel, cEvin Key

Metal: Meshuggah

No hay comentarios.:

Publicar un comentario